jueves, febrero 16, 2006

Good Bye Mahomet. Hellcome Allende

Ayer miércoles, de regreso por la tarde a casa, encontré dos sobres en mi buzón. Uno de ellos traía la penúltima edición de Charlie Hebdo, de la cual les hablé y, el otro, un pedido que me llena de alegría, la versión editada en Francia del documental de patricio Guzmán, Salvador Allende (sobre este documental, del 2004, pienso hacer algún comentario la semana que viene).

Este número de Charlie Hebdo trae caricaturas interesantes y análisis críticos. Una imagen que hace un guiño a la obra de Magritte, es la siguiente:




En la Editorial de Phillipe Val, destaca este pasaje:

Libertad de expresión : siendo un hecho en los Estados de Derecho, ésta puede ser reglamentada por el legislador. La difamación, el racismo, el insulto a las personas, pueden ser llevados ante los tribunales de la República. (…)
Precisión capital : las leyes que enmarcan esta libertad protegen a las personas, no a los mitos.


Por ello riamos, como este Mahoma: (Mahoma nos declara: ¡Realmente es la primera vez que los daneses me hacen reir!)



La próxima semana hablaré del documental sobre Allende. No olviden que mañana, como el viernes pasado, hay música. Y recuerden que no deben dibujar a...

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Aprende a escribir bien Inglés, "weLcome" es con una sola "L".

Reaño dijo...

Hola anónimo:
no es weLcome sino heLLcome. Es un "faxxismo". Chekea:
http://sirfaxxvonraven.blogspot.com/
buen fin de semana.

Antonino Paraggi dijo...

Muy finas esas dos viñetas, bastante diferentes que las otras del Jyllands que generalizaban y me parecieron gratuitamente ofensivas, creo q quien tiene en sus manos la posibilidad de decir algo deberia pensar un poco y no hacer lo primero que se le venga al seso, aca se ha generalizado mucho y se dice sin mayor tramite LOS musulmanes, LOS arabes, LOS predicadores etc, cuando bien sabemos que es solo una minoria fanatica que ha sido desautorizada por muchos predicadores musulmanes, de hecho las turbas que se ven quemando embajadas no pasan de algunos cientos de pobre diablos, en ciudades con millones de creyentes.
No creo que la religion como una abstraccion sea algo de por si malo, la historia lo demuestra, en su momento otras interpretaciones del mismo coran sirvieron para desarrollar las ciencias, artes muy por encima del nivel cultural de la europa medieval.
El problema es una vez mas que los pocos que infunden miedo acallan a los demas y son estos desadaptados que occidente privilegia en los medios, y ya sabemos a quienes sirven esos medios.